Neurótica de la mesa

Soy una neurótica en la mesa, detesto que «tilin» «tilin» los celulares en la mesa o el mero hecho que vibren, también que las personas tomen la con sus , que utilicen las cucharas o tenedores para hacer algo diferente (el: revolver el jugo con el tenedor), que hablen con la boca llena, que suban el tono de la voz, que intenten hablar conmigo mientras disfruto de mi comida, si, definitivamente viviré con gatos quizás ellos si conozcan la etiqueta mínima básica en la mesa.