Tengo un para los platos. No los ordeno antes de lavarlos, me da lo mismo. Primero lavo todo lo que esta en el lavaplatos, para vaciarlo, y después sigo con lo que esta en la mesada. Siempre empiezo con los vasos, que los lavo por dentro y por fuera y los pongo boca abajo en la mesada, sin juntarlos uno arriba del otro, es un crimen para mi, cuando los dejo del otro lado de la mesada, esta debe estar furtiva y previamente limpiada. Después lavo los platos, siempre cuando los enjuago le paso la mano, hay cosas que no se ven pero el tacto es sensible así que trato de sacarle cada cosita que sienten mis manos.

Previamente lavo un tarro gordo y hondo para poder meter los cubiertos y que se sequen bien, odio que queden abajo de todas las ollas y sartenes ¡hay que hacer malabares para agarrar uno sin que se te caiga todo, mi mesada no es tan grande! lavo los cubiertos sin orden alguno también, lo único… es que sean limpiados por la esponja de uno en uno, y enjuagarlos de esa manera también, siempre necesito observar de uno en uno a ver si no quedan pedazos de comida en el cuello de los cubiertos, justo en la curva donde termina la parte de metal y sigue el mango de plástico (no tengo ese problema con los cubiertos que son todos de metal). Y por ultimo lavo las ollas y demás.

No puedo soportar dejar los platos horizontalmente, siempre los dejo verticalmente para que el agua se escurra y no quede estancada, sino es asqueroso. Si hay pocos cubiertos limpios, unos 30 o 40 y todo lo demas esta sucio, lavo los limpios junto con los otros, no se porque, no es como si estuvieran sucios.